¿Qué es el acero inoxidable?
El acero inoxidable se define como una aleación de acero (hierro) con un mínimo de 10% de cromo. El cromo reacciona bien con el oxígeno, formando una película “pasiva” (de óxido de cromo) en la superficie, que evita la corrosión.

Tipos de acero inoxidable más usados en esta industria
Los distintos tipos de acero se clasifican según distintas normas. La más común es la norma AISI (American Iron & Steel Institute o Instituto americano del hierro y el acero). Los más utilizados en esta industria son:

· AISI-304: Hierro + Cromo (16% a 26%) + Níquel (8%)

Es muy resistente a la corrosión, hasta los 920°C. Conserva siempre un aspecto brillante. No es magnético. Muy utilizado en equipos de refrigeración, mobiliario de cocina y contenedores de alimento, ya que se comporta muy bien a temperaturas extremas.

AISI-430: Hierro + Cromo (16% a 18%)

Es el más popular, ya que es más económico que el 304 y es más resistente al desgaste, pero menos resistente a la corrosión que el 304 (se comporta bien hasta 760°C.). En todo caso, es muy resistente a la corrosión en temperaturas y humedad ambientales en una cocina. Es muy usado en cubiertas de mobiliario de cocina.

AISI-200: Hierro + Manganeso (5% a 20%) + Níquel (1% a 4%)

Es más duro (resistente mecánicamente) que los anteriores, pero con menor resistencia a la corrosión. Es más fácil de soldar, por lo que es muy usado en muebles de la línea económica, donde es soldado con otros metales, como fierro galvanizado.

Contaminaciones Métodos de Limpieza
Marcas de huellas: Lavar con jabón, detergente u otros productos como alcohol o acetona. Aclarar bien con agua fría y un trapo seco.

Aceite y Grasa : Lavar con un producto orgánico/hidrocarbónico (por ejemplo: alcohol), después limpiar con jabón o detergente suave y agua. Aclarar bien con agua fría y un trapo seco. Se recomienda remojar antes de limpiar con agua caliente enjabonada.

Pintura: Lavar con disolvente de pintura utilizando un cepillo de nylon suave, aclarando con agua fría y limpiar en seco.

Restos de Carbón y Marcas de horno: Mojar con agua. Utilizar una solución de limpieza con amoníaco. Aclarar bien con agua fría y limpiar en seco.

Decoloración por Calentamiento: Usar un estropajo no metálico con sustancia no abrasiva. El óxido se debe eliminar físicamente. Rascar en la dirección del acabado. Aclarar bien con agua fría y limpiar en seco.

Etiquetas y Adhesivos: Mojar con agua caliente enjabonada. Sacar la etiqueta o eliminar la cola con soluciones de metilato o benceno. Continuar la limpieza lavando con jabón o detergente y agua. Aclarar a fondo con agua caliente. Limpie en seco con un paño de limpieza suave.

Sarro de agua, Cal: Restos importantes de cal pueden ser eliminados remojando con una solución de vinagre al 25% o ácido nítrico al 15%. Aclarar bien. Continuar lavando con jabón o detergente y agua. Aclarar con agua y agua caliente. Limpie en seco con un paño de limpieza suave.